Los mejores relatos eroticos clasificados por la categoria amor filial

Buscador de Porno XXX



Relatos Eróticos / Una follada con papa Lucho

Una follada con papa Lucho

Una vez llegando a la casade mi nuevo tío, me despedí de papa lucho con un beso de piquito y me fui tranquilamente a mi habitación, a cámbiame de ropa, llegando a mi habitación había un espejo grande, me vi en el espejo y ya no era la misma, algo había nacido en mi era otra, me mire al espejo, vi mi cola toda manchada y mojada , me quite la ropa mirándome al espejo, me mire desnuda, mis piernas largas, ni panochita con algunos pelitos, mis tetitas chiquitas pero firmes, me miraba mientras me tocaba por todo mi cuerpo, acariciando mi colita con mis manos, recordando como lo había disfrutado las caricias de mi papa lucho, me excitaba mucho de solo mirarme al espejo toda desnudita, fantaseando como mi papa lucho me haría mujer, después de unos minutos acariciándome y fantaseando, medirigí a la tina para darme un baño y preparándome para bajar a cenar.

Después de darme un baño, me vestí provocativamente,con un vestido azul marino,que me llegaba a las rodillas,que era suelto y con sus tiras que se amarraba al cuello,tenía un escote en la espalda por lo cual no me puse brasier y solo una tanga con encajes finos de color negro, también unas sandaliascafés, luego de verme al espejo me dispuse a bajar a cenar llegando al comedor, ala mesa estaba la familia de mi nuevo tío me senté en una silla, luego llego mi papa lucho y junto con mi mama, la cena fue tranquila, todos comieron, bebieron con normalidad charlando, conversando de varios temas.

Todos nos fuimos a descansar después de la cena, yo por mi parte estaba pensando como tener otro encuentro con papa lucho y esta vez llegar más lejos, porque quería que él sea el primero que me penetre y me desflore ni panochita.

Al día siguiente me levante muy temprano baje a desayunar traía puesto una blusa blanca y un pantalón suelto negro, algo mas decoroso, pensaba más en lo que haría hoy, todos desayunamos ese día tranquilamente, miraba a papa lucho y el a mí, pero esedía se lo dedico a mi mama saliendo a pasear juntos al pueblo, yo trataba de planear algo para estar a solas con mi papa lucho, pero ese día fuimos con mis nuevos primos a pasearpor los lugares lindos del pueblo.

Al regresar a la hacienda, recordé que como era nuestra última noche en la hacienda, porque teníamos que irnos al día siguiente, así que los familiares de mi papa lucho hicieron una fiesta para la noche,asíque me dispuse aponerme algo muy sensual,recordé que me había traído algo que había comprado mi mama hace tiempo en Puerto Rico,era un vestido tipo jardinera de licra,que terminaba en una falda corta muy pegado al cuerpo, de un color camuflado tipo militar, al ponérmela me di cuenta que era demasiada corta no me cubría la cola yse me veía las pantaelatas negras tipo tanga, que traía puesta,al intentar caminar el vestido se me subía tanto que se me veía mis bragas, de adelante y de atrás, en la parte de arriba no me tapaba ni los pechos solamente estaban las tiras de la jardineras que me cubrían los pezones de mis pechos,creo que no me lo había puesto hace tiempo y mi cuerpo había desarrollado tanto en todo este tiempo que no me lo puse, me vi al espejo y era un vestido cortísimo se me veía todo realmente, me di vuelta mi cola sobresalía y se me veía el hilo de la tanga que delimitaba mis nalguitas, en mi mente paso mil formas de utilizar el vestido, eso me puso húmeda mi panochita, con mis pezones duros, me pinte lo labios y me maquille, me mire de nuevo al espejo, me veía realmente espectacular muy sexi, muy puta, solo me faltaba unos zapatos de tacón alto,que yo no tenía, pero sabía que mama había traído un par, para en ese momento estaba fuera de sí, en mi mente estaba la idea de verme al espejo como una puta, así que me decidí ir hacia la habitación de mama, que estaba al fondo del pasillo, me asome a mi puerta la abrí, no había nadie afuera, así que Salí me dirigí a paso rápido hacia la habitación de mama, entre no había nadie adentro, al caminar todo ese recorrido de mi habitación a la de mi mama, mifaldita se me subía mucho, casi llegando a mi cintura me la tuve que acomodar, con mis manos y cada que daba un paso hacia donde estaba la maleta de mama,tenía que estar bajándome la faldita con mis manos para que no se me suba, busque en la maleta de mama yencontré lo que estaba buscando, rápidamente me los puse, eran unos zapatos tipo romano de tacones altos de10 cm de taco de color negro, me mire al espejo que también había en la habitación de mama, me vi al espejo, parecía una de esas actrices porno, mis piernas resaltaban, eran más largas con unos muslos gruesos y unas piernas y pantorrillas delgadas, micolasobre salía del vestido viendo el inicio de mis nalgas,yo hacía todo tipo de poses frente al espejo como si fuese una modelo, de pronto sentí que alguien deentro a la habitación, no supe que hacer, entonces mire al espejo y vi el reflejode mi papi lucho quien se impactótanto al verme así,que se inmovilizo unos segundos, clavando sus ojos en todo mi cuerpo me miraba de pies a cabeza,cerró la puerta, se acercó a mí y me dijo.

Papa lucho.- mi amor que puta que estas mamacita

Y se me abalanzo tomándome de la cintura con sus manos me dio vuelta haciendo que lo mire frente a frente, pego su cuerpo al mío, entre cruzando muestras piernas y dándome un beso metiéndome la lengua hasta lo más adentro, yo lo complací respondiéndole de la misma manera besándolo,abrazándolo por el cuello con mis manos, se me había salido la puta que había adentro de mío, con mi pierna derecha metida en su entrepierna podía sentir su pija, creciendo siendo aprisionado en ese maldito pantalón jeans que traía, levante lapierna izquierda, rodeando con mi muslo su cintura y el me tomo de mi muslo con su mano derecha,tocándome suavemente

Papa lucho.- estas perra verdad quieres que un macho que te complazca

Yo.- siiiiiiiisiiiiiiiiaaaja

Es lo único que pude decir, ahora que lo pienso esa hubiera sido una perfecta foto para una revista porno.

volviendo al relato recuerdo el estaba como loco, su mano derecha la poso en mi nalguita izquierda, tocándola fuertemente y amasándola,todo esto mientras aun mantenía mi pierna izquierda rodeando su cintura, note que mi faldita se me había subido otras vez hasta arriba, haciendo a un lado mis bragas de mis nalguitas se apodero de mi colita, toqueteando todo de mi, baje mi pierna izquierda de su cintura, el dejo de besarme y con su lengua lamio mi cuello bajando despacio, llegando a mis pechos, haciendo a un lado las tiras de mi jardinera que solo cubrían mis pezones, con su mano izquierda tomo mi pecho y lo empezó a chupar, lamer y mordisquear mis pezones me lastimaba pero era excitantesentir todo un calor dentro de mí. Solo de recordar esto ahora me pone muy caliente

Yo.- haaaay papi te estaba esperando todo el día, me tenías abandonada papi, quiero que túseas el primero en mi vida quiero que me desflores mi vaginita y me hagas mujer

Al escuchar esto me tomo de la mano me miro y dejo de manosearme

Papa lucho.- Vamos a tu habitación mi amorcito tu mama esta abajo atendiendo y ayudando para la fiesta

Yo.- está bien papi

El abrió la puerta vio que no había nadie y me dijo.-

Papa lucho.- Sal tu primeroyo veo que nadie se hacer por el pasillo.

Me acomode el vestido lo que pude, Recuerdo todavía estaba tomado de su mano, que camine rápido, así que la falda se me subíay tenía que estar bajándola con mi mano libre, la situación de ser vista y ser encontrada me excitaba así que jugué con mi papi y le dije.

Yo.- te gusta cómo se me sube el vestido y se me ve la colita verdad, será tuya esta noche, me harás mujer verdad, dime que me lo harás suave y a la vez duro papi.

Le decía todo esto mientras caminaba hacia mi habitación, con un tono sensual,contoneando las caderas, moviendo mi cola de derecha a izquierda lo más sensual y provocativamente que podía, mirándole la cara vi como no podía despegar su vista de mi cola.

Papa lucho.- hay mi amor claro que si esta noche serás mía, toda mía como no me va encantar tu colita, es lo que más me fascina de ti chica, me la estas poniendo bien dura con ese caminar que tienes.

Se me abalanzo detrás de mío, tomándome de los brazos, pegándome su bulto a mi cola, los dos entramos a mi habitación así juntitos como si fuésemos dos enamorados, cerramos la puerta.

Me beso una vez más se sentó en el borde dela cama, su cara estaba ala altura de mi panochita me dio la vuelta rápido, ahora tenía mi colita frente a él, yo arquee la espalda hacia atrás ese movimiento levanto mivestido hacia arriba, entonces el me bajo mis bragas lentamente viendo muy de cerca mi hermosa cola, yo mire hacia atrás y vi como él estaba anonadado mirando esta espectacular cola mía, toda juvenil dura y firme me termino debajar las bragas, me beso la cola, metiendo toda su cara en medio de mis nalguitas, sentía su lengua queriendo apoderarse de mi culito aun virgen no me aguante mas y grite de placer.

Yo.- aaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaahhhhhhhhhsiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiaaaaaaaaaaaaahhhh.

Creo que mi grito se hubiera sido escuchado en toda la casa, pero la música de afuera estaba muy fuerte que apaciguó mis gritos.

Mi papi me giro de pronto y ahora se apodero de mi panochita con su lengua, yo cerraba las piernas pero el con sus manos me las habría de nuevo de pronto me tiro en la cama, me abrió las piernas y me lamia la panochita, me metía la lengüita era una sensación un placentera para mi.

Papa lucho.- relájate mi chica que esta noche, de esta habitación saldrás toda una mujer,tu panochita será toda mía que rica que esta uuuuummmmm.

Metía toda su cabeza, yo podía sentir su lengüita en mi vaginita, chupando mi clítoris, yo gemir de placer aaaaaaaaaahhhhhhhuuuuuuuuuhhhhh, entonces él se sacó la camisa que traía puesto, se bajo los pantalones y el bóxer, entonces lo vi por primera vez una verga grande, gruesa como me lo había imaginado tantas veces.

Papa lucho.- aquí está tu caramelo mi amorcito, te voy a enseñar como debes tratarlo dale un besito primero

Yo.- ¡¡¡ qué grande es papi!!! le daré un besito

Papa lucho.- ahora lo vas a tomar con tu mano, me la vas a masturbar, lentamente subiendo y bajando con tu mano

Con mi mano derecha se lo masturbaba subiendo y bajando, todo ese tronco grueso y caliente y luego me ordeno que me lo metiera en la boca,

Yo.- esta grande papi no me va entrar en mi boquita

Papi lucho.-inténtalo mi amorcito, imagina como si fuese un helado de chocolate como a ti te gusta chupa, bebe chúpamelo.

Me lo puse en mi boquita y empecé a lamerlo con mi lengüita desde sus bolas, hasta el glande y después melo empecé a metérmelo todo lo que pude en mi boquita, teniendo cuidado con mis dientes poniendo la lengüita abajo, como si fuese una experta, tal vez comité errores pero eso a mi papi lucho no le importo lo vi a la cara, estaba cerrando los ojos mientras gemía de placer de la mamada que le estaba dando.Estabasu verga bien dura en mis manos estaba, caliente se la sentía su palpitar, así estuvimos un rato.

Yo.- uuuuuuuuummmmmmmmmmmm que rico uuuummmmmm papiuuuuuuuggggggg.

Papa lucho.- haayy mi amorcito me la chupaste re lindo ahora terminaremos lo que comenzamos en el caballo hermosa ahora abrí las piernas mi chica que esto te va encantar.

Me tumbo en la cama me quito mis bragas, yo me acomode mi vestido mas arriba ala altura de mi cintura entonces elevo mis piernas acomodándolo y apoyándolo en sus hombros, se acomodó entre mis piernas y coloco su pija en la entrada de mi vagina, sentí como esa pija entraba suavemente, me estremecía toda era una sensación maravillosa.

Yo.-papi me duele mucho haaaayyyhaaayyy duele.

Papa lucho.- tranquila mi amor al principio te dolerá pero luego te gustara y te irás acostumbrando a mi verga.

Era una sensación placentera gemía como una loca, mi papa lucho era muy cuidadoso con migo dándome delicadamente sentí como un chorro de sangre corrió por mis piernas.

Yo.-ssssssssssiiiiiiiasiaaaaaaaaaaaasssssiiihaaaaayyyyssiiiiiiiihaaaaaaayyy me gusta papi

Papa lucho.- verdad que ya te está gustando mi vida, ahora comenzare mas fuerte prepárate.

Empezó a darme mas duro sus movimientos fueron más y mas rápidos, se apodero de mi cintura y me dio duro hay, hay, haaaaaysiiiiii, siiiii papi asi, hayyyyy.

Me destapo mis pechos con sus manos tomándolos me los amasaba y pellizcaba mis pezones yo solo podía gemir más y másaaahhh gritando su nombre de mi papi luchito.

Yo.- así papi más, más,más fuerte me encante sentirte adentro míomásmás rápido así,así,asíasíaaaaaaaaaahhhhhhhhhsssssssiiiiiiiii.

Estaba como loca al sentir esa verga dentro de mi. Me tomo de lacintura me sentó en la cama, termino por desnudarme quitándome mi vestidopor arriba y limpiándome el rastro de sangre de mis muslos. Se hecho en la cama boca arriba y me dijo.-

Papa lucho.- aquí está tu caballito ven monta encima de esta pija que está dura y deseosa de ti.

Yo.- si papa quiero montarte y sentir tuverga una vez más dentro de mi.

Me quite mis zapatos que era lo único que traía puesta aun, luego Me pare en la cama me aproxime hacia el poniendo mis piernas a los lados de el, mientras el seguía echado boca arriba en la cama, yo me leinsinuaba y le mostraba mi panochita y poniendo una mano en mi colita le dije.

Yo.- quieres más de mi panochita verdad, este deseoso de que me monte en tu pija no es cierto

Le decía esto mientras meneaba la cola y le mostraba también la entra de mi vaginita, que estaba muy lubricada.

Papa lucho.- si, si quiero tu panochita quiero poseerte con mi verga, ven mi amorcito no me hagas esperar más monta este tu caballito,que mi verga está bien dura.

Esas palabras me excitaron mucho no me aguante mas, así que me senté encima de el,mirándolo ala cara que tenia de felicidad, acomodando su pija con mi mano en la entrada de mi vaginitasentí como me entraba, apoye mis manos sobre su pecho desnudo, empecé con un movimiento lento de atrás, hacia adelante. Sentía esa verga como se me acomodaba a mi vaginita.

Papa lucho.- así mi amor, ahora más rápido, empieza a moverte más rápido mueve las caderas.

Esto me decía mientras sus manos se posaron en mis pechos y me los masajeaba,Obedecí empecé a moverme más rápido de atrás a adelante, arqueando mi espalda era una sensación muy placentera, sentir toda esa verga dura en mi cosita, se me escapo un gemido largo haaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaayyy gemía como loca, puse mis manos en sus muslos echándome para atrás sintiendo toda esa verga siiii, siiii, haaaayy

Después de permanecer así unos rato, volví a mi posición anterior apoyando mis manos en su pecho y lo bese, el respondió tomando con sus manos mi cola.

Papa lucho.- que colita por dios

Yo empecé a menear la cola en forma de círculos sintiendo como esa verga inundaba toda mi panochita.

Papa lucho.- aaaaaaaaaaaaaaaaaaahoooooooooohhooooh mamita que rico lo mueves

Yo.- Así te gusta papi

Le acotaba esto mientras movía la cola en círculos, luego el me tomo de la cintura con sus manos haciéndome levantar y bajar sobre su verga toda parada, comprendí su intención así que me acomode bien y empecé a subir y bajar de ese tronco duro, metía y sacaba a mi antojo esa verga de mi panochita, me di cuenta que en esa pose tenia a mi disposición su verga

Yo.- que rico papi me gusta montarte que rico este caballito papi así,aaaaaahhhhasí papi

Montaba esa verga a ferrándome a el subía y bajaba aumente mis movimientos como si estuviera poseída. No pudo aguantar mas mi papi lucho y me tomo de la cintura, haciéndome bajar del, se agarro la verga con la mano, se arrodillo y me dijo.

Papa lucho.- aquí viene tu lechita mi amor

Me acomodo, mirando a su verga y de pronto salto de su verga una cantidad de lechita hacia mi cara, salpicando hacia mi mejilla, mis labios, y mis ojos

Papa lucho.- pruébalo con tu lengüita te gustara ya lo veras

Yo obedecí con mis dedos acerque su lechita a mi boquita, al probarlo al principio no me gusto mucho y se lo dije, y el me dijo

Papa lucho.- ya te ira gustando poco a poco mi vida.

Me dio un beso en la boca, tocandome las tetitas, me dijo que me cambiara que teníamos que bajar abajo, ala fiesta entonces el tomo sus ropas y se las puso rápidamente y se fue a su habitación, yo me levante me vi una vez más al espejotoda desnudita, vi mi panochita toda húmeda, me la toque y me dije a mi misma mirándome al espejo Karina ya eres toda una mujer.

Me puse un vestido que encontré en mi maleta y me dispuse a bajar todo fue grandioso, esa noche al día siguiente nos despedimos de mis nuevos tíos y nos fuimos a mi casa, mi nuevo hogar.

Esto es solo el comienzo de una de mis varias aventuras, con mi padrastro (papa lucho).

Este fue el comienzo, que me llevo a mi nuevo deseo de montar a caballito, sobre las pijas duras, grandes y calientes como a mí me gusta.

27/04/2012 Por: pechoscalientes


Usamos cookies propias y de terceros para gestionar tu visita, si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies. ¡Gracias!.